RAZONES PARA DEJAR TODO Y VIAJAR

Hoy quiero convencerte de que viajar, es lo que necesitas para cambiar tu vida.

Si te estás preguntando que hacer para salir de ese círculo en el que no eres feliz… sigue leyendo.

Llega un momento en nuestras vidas, en las que si eres un poco curioso/a, lo que tienes a tu alrededor te parece insuficiente. Quieres conocer más, saber que ocurre en otras partes del mundo. Pero para descubrir, tienes que dejar atrás lo que tienes. 

Abriéndote a nuevas fronteras, descubrirás cosas fascinantes, visitarás lugares increíbles, conocerás gente excepcional, comerás algo que nunca pensaste que harías… Al principio da miedo, luego engancha. 

¿Por qué da miedo? Porque se sale de tu zona de confort, porque no vas a controlar nada. El mundo te va a controlar a ti, pero tranquil@, ¡siempre estarás a salvo! Tienes que dejarte llevar. También da miedo porque a veces significa dejar todo lo que tienes para embarcarte en algo nuevo. 

Te propongo una reflexión. Siéntate y mira y piensa en todo lo material que posees. Puedes decir que tienes una casa, con una televisión enorme, el colchón más cómodo del mundo quizás, la ropa más bonita y cara, un coche envidiable… y otras muchas cosas. Pero ahora piensa de nuevo. ¿Realmente posees todo eso o las cosas te poseen a ti?

La casa una vez que mueras (si todos nos vamos a morir pero espero que sea dentro de mucho tiempo) se la va a quedar el banco o la herederá alguien de tu familia si decides tener descendencia. El final del camino de tu casa es acabar en manos del banco. La televisión al cabo de unos años, ya sea porque se ha estropeado o porque la sociedad te hará cambiarla para tener una mejor, tampoco estará contigo por muchos años. El colchón hay que renovarlo cada cierto tiempo, así que de igual manera no estará contigo mucho tiempo. La media son 10 años, 15 si eres un “guarro/a” 🙂 . La ropa con el paso del tiempo se estropea, se rompe y ya no sirve, tienes que cambiarla. E igual pasa con el coche y todo lo demás.

Da igual cuanto tengas, todo tiene una vida limitada. ¿Pero y los recuerdos? Si también pueden desvanecerse por culpa de algunas enfermedades degenerativas pero van a estar contigo por muchos más años que las cosas materiales. Puede que toda la vida.

*Aquí me gusta hablar de la película “El Diario de Noah”. No voy a hacer spoilers, pero supongo que la gran mayoría de gente la ha visto. Da igual si un día tendremos Alzheimer o demencia. Con los recuerdos, las fotos, siempre volveremos a tener un momento de lucidez para revivir y sonreír por lo que hicimos. Yo, ahora mismo, con este blog, con las fotografías que hago, estoy creando mi propio diario, con el que cuando tenga un día triste o simplemente pierda la memoria, quiero que al volver a leer las vivencias, me transporten por unos segundos a ese momento de felicidad plena. Todos deberíamos de crear nuestro diario, con los recuerdos que nos hacen felices.  

Siempre tendrás la oportunidad de revivirlos, de volver a pensar en todo lo que viviste en aquellos lugares. ¿Y sabes que? Siempre, siempre, siempre, te darán una sonrisa que ocupará toda tu cara. La felicidad que desprenden las memorias de los viajes, no se puede comparar con nada más. 

¿Sabes lo que es irte de viaje, descubrir un lugar y que te sorprenda tanto como para querer volver incluso en forma de recuerdos? Si has viajado alguna vez en tu vida, incluso a un pueblo cercano al tuyo, habrás experimentado esa sensación de felicidad de visitar un lugar nuevo.

Curiosidad por saber como son las gentes y costumbres ajenas. Y seguro, seguro que en ese viaje, ha habido algo que te ha sorprendido para bien y que quizás envidias porque no lo tienes. Ese lago en las montañas que parece perfecto para escaparse a reflexionar. Ese sendero en el que practicar tu deporte favorito. Ese monumento espectacular que te ha llenado la memoria de la cámara en forma de fotografías y videos. Esas gentes amables que parecen encontrarse en cada destino menos donde vivimos. Esa comida deliciosa que no sabes que lleva pero sabes que la estarías comiendo por una larga temporada…

 

Todas estas cosas, no las posees fisicamente, a excepción de las fotografías, ¿pero verdad que te proporcionan más felicidad que volver a ver un partido de futbol por ejemplo? (perdón aquí los forofos futboleros 🙂 ) Si no es así, este no es tu lugar ni tu blog. Aquí quiero hacer feliz a la gente gracias a la experiencia de viajar.

Seguro que has leído por ahí alguna vez, que viajar es lo que único que se compra y te hace rico. Pero rico sin dinero, rico de experiencias y felicidad. Viajar solo, en pareja, con amigos, familia o desconocidos, te lleva a un estado de felicidad constante. No existen preocupaciones, ni problemas, se llora de alegría y se ríe hasta que te duele la cara. Tus ojos están en continuo movimiento para captar todo lo que tienes a tu alrededor, no te quieres perder nada. Si has viajado en compañía seguro que has dicho esto: ¡mira, mira esto que bonito!, ¿has visto lo que está haciendo ese artista?, ¡wow que vistas! (todo esto con golpecito en el brazo para llamar la atención de la otra persona). ¿Pero a que la otra persona también tenía ojos y estaba viendo lo mismo que tu?

La emoción que nos inunda, la felicidad que recorre nuestro cuerpo tiene que salir por algún lado y queremos compartirlo con los que nos rodean, con las personas que queremos. Da igual, que estén viendo lo mismo que nosotros, incluso a veces podemos ver detalles que otros no ven y viceversa, tenemos la necesidad de contarlo. Ese momento en el que se intercambian miradas de complicidad, de asombro ante lo que se está viviendo, ese momento es para siempre.

¿A que cuando te compras un televisor nuevo no pasa lo mismo? Sí, los primeros días estarás enseñándoselo a todo el mundo, quizás presumiendo de que es el último modelo y el más caro. Pero incluso a ti que lo posees, te va a reportar una felicidad momentánea, que con el paso del tiempo será algo que te de igual.

Viajar es felicidad constante, porque como ya decía antes, los recuerdos son para toda la vida. Te vas a reír incluso de lo que te haya supuesto un mal momento cuando ocurrió, porque vas a aprender para la próxima vez. La gente va a ver ese brillo en tus ojos, que ni las mejores gafas graduadas podrán reflejar de igual manera. Ese brillo que viene de haber estado en sitios increíbles, sitios que siempre habías visto en revistas, documentales y películas o en fotos de otros que decidieron dar el paso de dejar todo lo material y viajar para ser felices. 

¿Aún necesitas más razones para lanzarte a viajar?

Si todavía no he conseguido mover nada dentro de ti para incitarte a viajar, te voy a dar otra serie de razones por las que deberías. Da igual de forma permanente o puntual. 

– Viaja para conocer nuevos lugares, da igual como de lejos estén. Da igual si viajas a las Maldivas o a Cantavieja. El caso es salir, moverse, que te de el aire en la cara, un aire diferente. No tienes que organizar viajes a todo lujo o grandes destinos. *Con mi guía para organizar el viaje te doy todos los trucos para que sea bueno, bonito y barato. Puedes empezar desde lo más fácil y cercano a ti e ir ampliando el círculo. Una vez que empieces a investigar para viajar, te darás cuenta de que si no has viajado antes no ha sido por no tener dinero, si no por ser un vago/a. Hay destinos para todos los bolsillos.

 – Sal de la rutina en la que estás permanentemente. Pasar tus días en el trabajo, en casa, saliendo de vez en cuando a beber, quizás una vez al año al cine o pasando el día en el centro comercial, no es sano. Muévete un poco más y planea o haz algo improvisado. ¿Qué mejor que escaparte un fin de semana, con ese coche tan fabuloso que tienes, al pueblo de al lado? ¿quizás a pasar el día en un lago? o ¿por qué no irte de camping a la sierra?. La rutina te va consumiendo poco a poco y a tu relación, si tienes pareja. 

– ¿Estás cansado/s de verle la cara todos los días a tus amigos y/o compañeros de trabajo? Pues si amigos, no os ofendáis pero veros con frecuencia puede ser cansino. ¿Por qué? Porque llega un momento que no sabes de que hablar, solo hablas de trabajo, de niños si los tuvieres, de suegras que no te soportan y querrías matarlas o amigos que ya no son amigos. ¿La mejor solución? Viajar!! Cuando vuelves ya tienes nuevo tema de conversación, ya tienes fotos nuevas que enseñar que no son las típicas de los cumpleaños, etc. Igual de tus experiencias de viaje, convences a otros para organizar un viaje juntos.

– En relación con el punto anterior, el viajar te invita a conocer gente nueva. Gente que te va a aportar muchas cosas como conocimiento, experiencias, ideas… Igual surgirán amistades o parejas. No te cierres a ello porque te sorprenderá.

– Suena muy típico, pero viajando te vas a conocer a ti mismo. Vas a saber cual es tu límite, hasta donde eres capaz de llegar. Viajar te va a llevar a situaciones que no esperas, lo cual hace todo más interesante y emocionante. Te va a hacer pensar sobre lo que tienes o no, sobre lo que quieres, sobre lo que estás haciendo con tu vida y los cambios que querrías dar.

– Viajando, vas a vivir todo tipo de nuevas experiencias. No solo descubrirás un nuevo pueblo, ciudad o país sino que además en cada destino descubrirás que lengua se habla, que se come, que se hace… cosas que probablemente sean desconocidas para ti pero te llamen la atención y quieras vivirlas.

– Quién sabe si  mañana vas a Turquía y quieres visitar la Cappadocia. ¿Sabes como es la mejor manera de hacerlo? En globo aerostático. Igual te de miedo de hacerlo y pensarlo, pero no puedes perdértelo. Así que lo mejor es romper esa barrera. Viajar es el mejor momento para perder miedos, porque no hay peor sensación que volver de un lugar y no haber hecho algo espectacular por miedo. 

– Cuando viajas, siempre, siempre se aprenden nuevas cosas. Igual viajas a un pueblo perdido en la montaña y un local te ofrece enseñarte a tejer unos calcetines, algo típico en la zona. O quizás viajes a Edimburgo y un escocés muy amable se ofrezca enseñarte inglés a cambio de una tortilla de patatas. Da igual donde viajes, te aseguro que con ayuda o sin ella, volverás a casa habiendo aprendido algo nuevo.

– Hablando de comida, si eres de buen comer o te gusta probar nuevas cosas, que mejor razón para viajar, que yendo al lugar de origen de cada plato. No es lo mismo comerse unos tacos mexicanos en un restaurante mexicano en Madrid (por mucho que los dueños sean mexicanos y demás) que ir a México y probar los auténticos, los de verdad. Viaja para comer.

– Viajar te va a dar la mejor sensación de libertad que jamás vayas a experimentar. Vas a ser libre en cada paso, cada decisión. Libre para pensar y libre para actuar. A veces las personas sentimos que alguien nos está cortando la libertad y la mejor manera de que nadie nos diga lo que hacer es viajando. 

 – Una de las razones más importantes para mi, al viajar, es que te abre la mente. Te hace darte cuenta y apreciar lo que tienes. Con cada paso que das, aprendes algo nuevo que puede romper toda la torre de ideas que tenías en tu cabeza, lo descoloca todo. 

– Si estás preocupado por lo que tienes, que nunca te parece suficiente, viaja! Vas a darte cuenta de lo poco que necesitas para vivir día a día. No solo aprenderás que tienes que viajar ligero, sino que descubriendo otras culturas con menos recursos, te darás cuenta de como de felices son con la mitad de la mitad de lo que tu posees. Cuando viajes, verás que quien menos tiene, es el que más sonríe y lo más importante, el que más da.

– Descubrir nuevos lugares nos hace más inteligentes. ¿Cómo? Pues porque al viajar nos informamos del destino. Aprendemos un poco más del mundo. Una vez allí conocemos su historia, la cultura, la alimentación, costumbres…etc. Yo que en el colegio siempre me ha gustado bien poco la asignatura de Historia, nunca habría imaginado que me encantaría descubrir la historia de cada destino.  Con las visitas a los museos, conociendo gente, leyendo sobre el lugar, he aprendido tanto y casi sin darme cuenta… 

– Viajar nos puede aportar nuevas ideas en nuestro día a día. Ideas para cambiar nuestro trabajo, para mejorarlo. Un artista quizás puede encontrar la inspiración, para nuevas ideas. Nada mejor que estar en medio de Los Alpes, para escribir o pintar su obra, en lugar de en el pueblo donde ha pasado los últimos 30 años y de los que ya conoce cada rincón y no le inspiran de igual manera. Si necesitas refrescarte mentalmente, viaja!

 – Si te faltan excusas para viajar, piensa que puedes viajar para celebrar alguna ocasión especial, como un cumpleaños o aniversario. Siempre es mejor recuerdo. Puedes viajar para ir a un concierto del artista que tanto te gusta, el cual está claro que a tu pueblo de 7 habitantes no va a ir. Pero no vayas solo al concierto, quédate un par de días más y visita la ciudad. Si eres amante de series y películas, viaja para vivir en sus escenarios o si siguen en emisión igual tienes suerte y puedes ver algún rodaje como en Nueva York. Y sobretodo viaja para cumplir sueños, tu eres quien decide que te gusta y que no, te recomiendo hacer tu lista de cosas que hacer antes de morir. Viaja para hacerlos realidad. 

Viajar es la mejor forma de estar sano en todos los aspectos

Os aseguro de verdad que viajar es la cura a todos los problemas. Solo necesitáis el último empujón. Valientes ya sois solo de pensar que necesitáis un cambio. Valientes por asumirlo y aceptarlo, pero ha llegado la hora de actuar. Ya has dejado pasar el ayer y el hoy, pero todavía tienes mañana para actuar. Recuerda que nunca es demasiado tarde para cambiar tu vida y ser feliz. 

Una vez leí algo que me hizo pensar en la clase de mundo en la que vivimos. Decía algo así: “Nos pasamos las horas sentados en casa viendo las memorias de otros en Facebook en lugar de levantarnos y salir a crear las propias” 

¡Levántate y sal a hacer de tu vida, la vida que siempre quisiste y soñaste! ¡Tú puedes!

Si te ha gustado este post, déjame un comentario contándome las razones de por qué si o por qué no viajas. Creando una comunidad tenemos la oportunidad de ayudar a otra gente a dar el último paso para cumplir sus sueños. Y no te olvides de compartirlo con tanta gente como puedas para incitar a más y más gente a viajar!! 

Comparte y sígueme en:
error0
Summary
Article Name
Razones para dejar todo y viajar
Description
Te faltan razones y te sobran excusas para viajar. Aquí te dejo un gran número de razones por las que deberías viajar para ser más feliz tanto individualmente como en pareja, con amigos o familiares.
error

¿Te gusta lo que acabas de leer? Compártelo